29 febrero 2012

Tarjeta de crédito Santander Ferrari



Ayer leía en el diario Cinco Días que el Banco de Santander obtiene tres euros por cada uno que invierte en Ferrari. Sin embargo a mí me llamó especialmente la atención otro dato: el Santander ha colocado entre sus clientes más de 370.000 tarjetas Mastercard Ferrari entre cinco países: España (175.000), Brasil (139.000), México (40.000) Alemania (8.100) y Portugal (8.000). Una cifra increíble, teniendo en cuenta las pésimas condiciones de la tarjeta.





Para poder solicitar la tarjeta Mastercard Ferrari es necesario tener una cuenta abierta en el banco Santander y pagar una cuota de emisión de 35 euros. Además a partir del segundo año, hay que pagar una cuota de renovación anual de nada menos que 60 euros. 

En el resto de aspectos la tarjeta Ferrari no destaca por nada especial. Las opciones de pago son las habituales, pudiendo optar por el pago a fin de mes sin intereses o por aplazar el pago con una TAE del 19,56%. 

¿Qué ofrece a cambio? 
Pagar una cuota tan elevada por tener una tarjeta debería hacernos pensar en innumerables ventajas por ser flamante titular de una tarjeta Ferrari. Sin embargo lo único que nos ofrecen es la posibilidad de participar en diferentes sorteos, obteniendo participaciones cada vez que se realizan compras: 
  • Sortean de 5 entradas dobles para cada una de las carreras de Fórmula 1 que se celebran en Europa (Barcelona, Valencia, Silverstone, Spa-Francorchamps y Monza), incluyendo transporte y alojamiento para el titular y su acompañante.
  • Cada mes sortean 4 fines de semana en un Parador con un acompañante, incluyendo la posibilidad de conducir un Ferrari GT. 
  • Por último también sortean un viaje a Italia para dos personas, a la Ciudad de Bolonia, incluyendo una visita a la Fábrica Ferrari y al museo Ferrari en Maranello, y la posibilidad de conducir de un Ferrari GT. 
Las bases de los sorteos están en www.promociones.bancosantander.es

Aunque parece que estos sorteos son solo para los clientes españoles, si tenemos en cuenta las 175.000 tarjetas emitidas en España, la posibilidad de ganar un premio es mucho más baja que ganar el Gordo de Navidad. 

En realidad único que gana es el Santander. Suponiendo que la tarjeta Ferrari tiene la misma cuota de renovación de 60 euros en todos los países, por las 370.000 tarjetas emitidas el Santander recibiría cada año  más de 22 millones de euros solo en comisiones. Negocio redondo.

Muchos piensan que en España sería necesaria una asignatura de economía en los colegios. No creo que lo permitan, ya que si así fuera, los bancos no ganarían dinero tan fácilmente…

2 comentarios:

  1. Además te cobran los 60 euros aunque la tarjeta no esté activada.

    ResponderEliminar